Entre tú y yo: este 2017 me acojona un poco

Hoy voy a permitirme el lujo de hablarte de tú a tú, con el permiso de los compañeros de la empresa.

Este año 2017, si te soy sincera, me acojona un poco. El 2016 terminó felicísimo en todos los aspectos de mi vida ("feliz" no como sinónimo de "perfección", sino de "imperfectamente perfecta"), y este es un momento para el que nunca te preparas. No nos han enseñado a ser felices, a disfrutar del momento, y es entonces cuando los miedos asoman en nuestra cabeza y una vocecita dice: "ay, ay... y si pasa esto, y aquello... no puede durar demasiado tanta felicidad". ¡Manda huevos! Parece que nos autosaboteemos, que evitemos disfrutar de lo que nos merecemos, de que nos resistamos a lo bueno y nos peguemos a la escasedad (Compártelo en Facebook y Twitter).

Por suerte, sé que esa voz que quiere frenarme no soy yo. Sé que no hace falta tener el control de absolutamente todo y que, pase lo que pase, llevo puesto mi "chubasquero de la felicidad" y mi paz interior no se tuerce tan fácilmente. Toca respirar, soltar, confiar, planificar, y (re)empoderarme constatentemente. 2017, vamos a darte mandanga de la buena 😉
Los humanos somos unos ionquis del inmovilismo (Compártelo en Twitter). Cuando en realidad es el cambio y el manido "salir de la zona de confort" lo que nos hace avanzar y crecer (que, al fin y al cabo, es a lo que hemos venido todos aquí, a mi entender). Es cuando encaramos los miedos, lo que no nos gusta, lo que nos da pereza, que crecemos (Compártelo en Twitter).
La gestión del tiempo es una gestión emocional, de prioridades: el hueco que hay entre sueño y realidad es una fecha en el calendario y tener el valor de hacer las cosas (Compártelo en Twitter). La duda (¿debo hacer esto o aquello?) nos desenraíza (si es que esta palabra existe) y nos hace perder el control; la clave, como trabajamos en nuestras consultorías, es reconectar con nuestras fortalezas y esa sabiduría interna que todos tenemos (Compártelo en Twitter).
¿Cómo superar estos bloqueos, miedos, mierdas varias que nos frenan?

Hay cuatros preguntas claves que te ayudarán a ponerte en marcha:

  • ¿Cuál es tu gran objetivo, qué quieres hacer con todo este 2017 acabado de estrenar? Si no concretas, ya sabes lo que pasa...
  • ¿Estás enamorado de este objetivo, merece tu esfuerzo? Entiéndeme: hasta las cosas más bonitas de la vida requieren de nuestra parte y tienen un "coste emocional" que pagamos de buen grato porque nos compensa: una relación amorosa, criar un hijo... To-do.
  • ¿Lo haces por tí mismo o porque toca? O, en otras palabras, ¿para qué/quién vives: sigues tus propias necessidades y deseeos? Sé sincero: ¿qué harías si volvieras a nacer, si tuvieras un millón en tu cuenta, o si nadie te viera?
  • ¿Los pensamientos que tienes van acorde con la vida que quieres? Oh yeah, limpieza mental. La manera más rápida de cambiar tu vida es cambiar como piensas (Compártelo en Twitter) (y en eso influye de quién te rodeas, de qué hablas, qué lees...).
Si te quedas sin respuestas, te recomiendo un montón que leas mi libro: Working Happy
 
Y si ya las tienes, compárte este post en Facebook o Twitter para que otras personas que estén bloqueadas por sus miedos lo puedan leerlo.
 
 Un abrazo y hasta la semana que viene, donde retomaremos las lecciones semanales del "Campus de Emprendedores Txell Costa".

banner working happy

Archivos

Txell Costa® Group y Marketing for Happy Minds SL reinvierten cada año un porcentaje de los beneficios para crear contenidos gratuitos y, así, democratizar nuestros conocimientos de marketing y negocios para toda la sociedad. Gracias por apostar por nosotros y ayudarnos a hacerlo posible.
© 2020 Txell Costa®. Miembros de Asociación Española de Mentoring y Consultoría (AMCES). Aviso legal | Términos y condiciones de contratación | Política de cookies | Política de privacidad
Website desarrollado por